jueves, 5 de marzo de 2009

Mantis en el jardín.

Muchos son los animales que viven en nuestro jardín, unos para alimentarse de las plantas que cultivamos y otros para comerse a estos últimos y así hasta completarse una, mas o menos larga, cadena alimenticia en nuestro pequeño ecosistema.

Foto pepenosela: Mantis religiosa

Las Mantis son sin duda unos insectos que por su apariencia llaman especialmente la atención. Siempre con su traje de camuflaje adaptado al color de la planta o lugar donde habitan.
Su forma de caza es muy particular, ya que permanece casi inmóvil esperando que su comida pase cerca de ella, para luego atacar con extrema rapidez. Gracias a esto hay un tipo de arte marcial inspirada en ella y en su forma de atacar. Su dieta es variada y hacen buen acopio de moscas, mosquitos, escarabajos, algunas arañas, etc.
Foto pepenosela: Empusa pennata ¿La ves?.
Hasta la fecha sólo tenía identificada a la “Mantis religiosa”, pero el otro día podando un arbusto de hypericum me llevé una grata sorpresa al descubrir una “Empusa pennata” o Mantis palo. Espectacular su tamaño, su figura y sus movimientos. Su disfraz es de insecto palo y sus movimientos van sucediéndose como si el viento la agitara. Sensacional y magnífico descubrimiento que deseo compartir con vosotros.

Foto de detalle de Valdeorras
Espero que críe esta primavera y así podamos disfrutar de una buena colonia, pero con eso de que devoran al macho en la copulación el tema está difícil, por cierto que este asunto está un poco mitificado, pues en libertad lo raro es que las hembras se nutran de los machos.
Para terminar os dejo un video del bicho, al que yo llamaría "Mantis Faraónica".


video

6 comentarios:

Akaki dijo...

Interesante, son unos bichejos grandes algunas veces...

Pepe Nosela dijo...

Lo que tambien es interesante es que el color de su cuerpo toma el tono del lugar donde viven y en las distintas mudas van variando su color.¡Auténticos camaleones! o lo que hay que hacer para sobrevivr.

samimi dijo...

Creo que en el acuario de Zaragoza, hay una mantis palo sino recuerdo mal.


Me has recordado el susto que me dio una pobre Mantis Religiosa en mi casa de Alemania. Llegué a pensar que sufría alucinaciones al escuchar un ruido, hasta que por fin me acerqué al baño y vi a la pobre subiendo y bajando por la pared, era enorme. Supongo que entraría por la miniventana del baño, estaría en el jardín de abajo y se le ocurrió irse a explorar nuevos mundos.

Pepe Nosela dijo...

Bienvenida Samimi al mundo de las plantas y los bichos. ¡Ya te echaba de menos!

samimi dijo...

y yo a vosotros :)!

Anónimo dijo...

Que bicho tan bonito, y que interesante todo lo que he visto Jose. No sabía que te dedicaras a estas cosas.Carmen